6 películas sobre el cáncer de mama que cambiarán tu perspectiva acerca de él

Nuestra selección te ayudará a comprender mejor la realidad que viven muchas personas. ¡Anímate a verlas!
Película sobre cáncer de mama

Cada 19 de octubre se conmemora el Día Internacional de lucha contra el Cáncer de Mama por su gran incidencia en la población mundial. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), solo en el 2020 se conocieron más de 2,2 millones de casos de la enfermedad, por lo que es preciso crear conciencia sobre ella. ¿Qué mejor manera que a través del cine? Acompáñanos a descubrir 6 historias inspiradoras sobre el cáncer de mama.

Wash Me, 2021

Es un filme español dirigido por Rebecca Stewart que aborda su experiencia personal en este tema, a la vez que busca generar debate sobre la sexualidad femenina y el impacto que se sufre con el tratamiento contra el cáncer. Al hacerlo reivindica la importancia de hablar del tema con transparencia y no esconder los efectos del proceso de recuperación. 

Este es el primer cortometraje erótico realizado para concienciar sobre esta enfermedad, motivado por el Día Internacional contra el cáncer de mama.

“El cáncer afecta mucho más que la imagen, impacta la intimidad”. Imagen del trailer de Wash Me.

MA MA, 2015

En el rodaje español, Penélope Cruz como protagonista habitará en la piel de Magda, una maestra en paro que transformará su vida tras su diagnóstico de cáncer de mama. A partir de ahí, sacará toda la viveza que lleva dentro. Su lucha valiente y optimista hará posible que ella y su entorno más íntimo experimenten insospechadas escenas de humor y delicada felicidad.

“La esencia de ma ma es el sentimiento con el que Magda se enfrenta a la tragedia de su vida, que le aparece, se le pone de frente en dos momentos; tras superar el primero, llega el segundo. Uno le avisa que está al borde de la muerte, el otro no tiene escapatoria”.

Julio Medem, director MA MA.
película sobre Cáncer de mama
Escena película Ma Ma. Fuente externa.

Decodificando a Annie Parker, 2013

Este film estadounidense, basado en hechos reales, describe dos historias paralelas: la de Annie Parker, una paciente de cáncer de mama (Samantha Morton) quien tiene antecedentes familiares con el mismo diagnóstico; y la de Mary Claire King (Helen Hunt), la genetista que descubrió el gen que predispone a la afección mamaria. En el transcurso de su enfermedad se cruzarán y se complementarán la una a la otra. 

“Hay tanto una dulzura como una terquedad dura como el carbón en la interpretación de (Samantha) Morton que hace que Annie sea naturalmente empática pero por encima de la lástima; ella es claramente una luchadora”.

Jen Chaney. Washington Post.
Escena película Decodificando a Annie Parker. Fuente externa

Mi vida sin mí, 2003

La cinta española describe el cambio radical de perspectiva de Ann (Sarah Polley), una joven de 23 años quien se entera que posee un cáncer terminal y una esperanza de tres meses de vida. Al aceptar su destino, se encarga de elaborar una lista de todo lo que quiere hacer antes de morir, incluyendo mejorar su relación familiar.

“Resulta estremecedor ver la mirada macilenta de Ann, sus párpados ahogados por el trance, todo ello acompañado por las melodías intimistas de Alberto de la Iglesia. (…) Ann está en ese límite donde todo parece sublime y a la vez espantoso. Todo puede ocurrir, sobre todo y de forma segura, la muerte”.

Enrique Fernández Lópiz, Revista de Cine Encadenados.
película sobre Cáncer de mama
Escena película Mi vida sin mi. Fuente externa.

Quédate a mi lado, 1998

Jackie (Susan Sarandon) y Luke (Ed Harris) están divorciados y tienen dos hijos: Anna y Ben. Luke inicia una relación con Isabel (Julia Roberts), pero ella, por su carácter irritante, no se lleva bien con sus hijastros.

En un primer momento, Jackie, la madre biológica, le hará la vida imposible a la nueva integrante de la familia hasta que descubra que ella misma sufre de cáncer de mama. Luego, buscará la forma de hacer las paces con Isabel para evitar que su prole se quede sin una mujer que les haga de madre.

El audiovisual estadounidense se hizo famoso por la escena familiar de Jackie, Anna y Ben bailando en casa al ritmo del tema “Ain’t no mountain high enough”. Dentro de las películas que hablan del cáncer, esta es una de las más conocidas. 

Escena Quédate a mi lado. Fuente externa.

La fuerza del cariño, 1983

La obra cinematográfica estadounidense retrata la historia de Aurora y Emma, madre e hija, con visiones muy diferentes de la vida. Su relación es tóxica, así que Emma decide casarse muy joven para huir de su hogar y tener su propia vida. Al descubrir que padece cáncer de mama tendrá que madurar en poco tiempo y preocuparse por el futuro de sus tres hijos cuando ella ya no esté.

“Este excelente melodrama juega sus bazas con tanta habilidad como sentido de la ironía. Consigue pasar del registro ligero al grave con una naturalidad poco común en el cine moderno, tendiendo un inteligente puente entre géneros antagónicos”.

Redacción Fotogramas.

La fuerza del cariño, 1983, película sobre Cáncer de mama
Escena La fuerza del cariño. Fuente externa.

Es muy probable que luego de ver estas películas te conviertas en una persona más sensible y empática hacia quienes pasan por este proceso, ya con eso sentimos que cumplimos con nuestro deber. Recuerda, ¡Unidos podemos ganarle la batalla al cáncer de mama!

Te puede interesar: Del cine al altar, artistas que se enamoraron en el set

Total
1
Acciones
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Noticia anterior

Si te gustó El Juego del Calamar, estas series son para ti

Next Post

Lecciones aprendidas de las series más populares del momento: edición 2021

Noticias Relacionadas